Nunca aceptaré tu partida porque cada día que pasa te siento más cerca de mí

296513_567314803301796_1425258614_nCuan importante fuiste, eres y serás para mi Comandante, mi arañero de Sabaneta. Recuerdo las clases de premilitar que nos dabas todos los viernes en el liceo, cuando te sentabas con todos nosotros 5to año B para hablarnos de nuestro Simón Bolívar, Francisco de Miranda, José Félix Ribas y muchos otros, luego jugábamos pelota de goma. Recuerdo también cuando yo le dije que quería ingresar en la academia militar en ese tiempo no se aceptaban mujeres y usted me dijo “hija tarde o temprano todo este sistema burgués  terminará, nunca pierdas la fe y la esperanza; lucha por lo que quieres y verás que lo vas a lograr”. Gracias por tantas enseñanzas que nos dejaste profesor, padre, amigo, hermano lástima que en el cielo no hay teléfono para llamarte y escuchar nuevamente tu voz aunque sea por un ratito. Hoy solo me queda escuchar tu voz en el Himno de Nuestra República Bolivariana de Venezuela, patria que nos dejaste LIBRE Y SOBERANA te amo y amaré por siempre mi arañero de sabanetas. Pido a mi dios bendito que cada lágrima que de mis ojos brota cuando me acuerdo de ti acaricie tu rostro dulce, tierno y amoroso.

Haga un Comentario


@



Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social no serán publicados, este sitio se reservará el derecho de su publicación.