Como no llorarte Comandante

Desde muy joven pedía a dios que enviara un ángel a Venezuela para que nos librara del mal y fue cuando te envío a ti Chávez y entendí que eras tú, y cuando supe de tu muerte todo mi cuerpo temblaba de sentimiento. Dolor y dije hasta hoy era tu misión .gracias dios por enviarnos ese ángel que nos salvó. Y dejo en nuestros corazones sabiduría, coraje, luchar por lo nuestro, y sobre todo amor al prójimo. Dios y tu mi comandante nos bendicen por siempre te amo y te seguiré amando.

Marisol Piñero Zulia

Haga un Comentario


@



Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social no serán publicados, este sitio se reservará el derecho de su publicación.