Pensarte y sonreir

Lo más hermoso que Chávez me dejó es esta inmensa satisfacción de darme la oportunidad de ser una más de sus millones de admiradores, y el enorme sentimiento de plenitud que vivo cada vez que lo pienso y al pensarlo dibujar una sonrisa en mi rostro y mi alma.

Haga un Comentario


@



Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social no serán publicados, este sitio se reservará el derecho de su publicación.